Vias verdes cantabria bici

Vias verdes cantabria bici

Mapa de rutas ciclistas en España

Astillero se encuentra en la línea de FEVE (ahora gestionada por Renfe), que la une con Oviedo a través de Santander, la capital de Cantabria, y la ciudad de Bilbao. No muy lejos de la estación se encuentra el Parque de La Cantábrica, km 0 de nuestra ruta y punto de partida de la Vía Verde del Pas, muy cerca del cargadero de Orconera, declarado Bien de Interés Local.

Desde el parque, salimos de la localidad a la sombra de los plátanos, que nos acompañarán hasta la Ría de Solía, donde cruzamos la ría por un puente metálico y entramos en el término municipal de Villaescusa. Más adelante, tras superar la carretera CA-142, pasamos por el apeadero de La Concha y, poco después, por la entrada al Parque de Fauna de Cabárceno (en Obregón). Tras un tramo compartido con la carretera de acceso a la localidad, la dejamos atrás por el acueducto y llegamos al término municipal de Penagos, entrando así en la Comarca de los Valles Pasiegos en torno al km 9. ¿Continuamos?

Poco después de entrar en Penagos, pasamos por el Área Recreativa del Puente, justo al lado de la antigua línea de ferrocarril. Giramos hacia el este para tomar una carretera local asfaltada (¡cuidado porque es compartida con vehículos!) hasta la carretera de acceso a la A-8, que subimos para llegar a la rotonda que lleva a Sarón.

Ruta vías verdes

Uno de los grandes atractivos de los Valles Pasiegos es la ruta natural, un singular camino heredado de la antigua línea de ferrocarril que unía Astillero con Ontaneda. Esta ruta comienza en el término de Penagos y ofrece la posibilidad de caminar en un entorno agradable en cualquier etapa. También se puede disfrutar de paseos en bicicleta, patinando o en patines en una ruta ideal para toda la familia.

Es habitual acompañar este tramo la mayoría de los días de la semana por la inconfundible fragancia del chocolate y un entorno de baja montaña, lo que hace que este primer tramo del paseo hasta Puente Viesgo sea un auténtico placer. Una vez que se deja atrás el pueblo de La Cueva y se llega a Pomaluengo, tenemos la posibilidad de continuar el camino por la carretera asfaltada del sendero natural o disfrutar de un placentero recorrido junto al río, realmente recomendable por su tranquilidad y su entorno paisajístico.

Una vez abandonado el pueblo, volvemos a la carretera asfaltada que se convierte en una senda que nos llevará al primer contacto con el río Pas, llegando al interesante pueblo de Puente Viesgo. Una comarca que ofrece muchas facilidades para ver y hacer, especialmente el conjunto de cuevas prehistóricas de Monte Castillo.

Vía verde mapa de España

Las Vías Verdes son antiguas líneas de ferrocarril en desuso que han sido recuperadas y reacondicionadas para su uso por caminantes y ciclistas. Recorrerlas es una forma diferente, divertida y ecológica de conocer España, su cultura y sus paisajes. Se trata de una alternativa ideal para todas las edades, que respeta el medio ambiente y aúna deporte y aire libre. ¿Suena bien?

Cuando los trenes dejaron de rodar por estas vías de una vez por todas, cayeron en el deterioro y el olvido. Las antiguas líneas han perdido sus raíles, y lo que antes era el dominio de los vagones y las locomotoras es el reino de los ciclistas, los caminantes y los excursionistas. Hay

2.900 kilómetros de Vía Verde por toda España. Son de fácil acceso y, al ser llanas y uniformes, no presentan dificultades técnicas, por lo que son ideales para todo tipo de personas: adultos, niños, ancianos y discapacitados.

Merece la pena hacer un viaje por uno de estos senderos en los que los vehículos a motor están prohibidos. Ni siquiera los ciclomotores están permitidos en estas rutas, que son sinónimo de seguridad y respeto al medio ambiente. De norte a sur y de este a oeste, hay

Vías verdes españa

Si aún no has viajado, te pierdes una gran experiencia. Si, por el contrario, eres de los que aprovechan la antigua vía del tren para pasear, no hace falta que te convenzas de sus bondades. Las vías verdes nacieron, pura contradicción, después de una muerte. Tras el abandono de los viejos raíles por donde ahora pasan los trenes fantasma de la imaginación. Ofrecen rutas accesibles evitando, como ese ligero traqueteo, complicadas pendientes. Fluyen por valles y mesetas, también entre barrancos. Perforan la tierra con sus túneles. Salvan ríos gracias a pasarelas y puentes. Se pueden conquistar a pie o en bicicleta, incluso a caballo. No nos cansaremos de insistir, hay muchos, muy cercanos e inolvidables. Te recomendamos seis con más de 20 kilómetros, para que pases mucho tiempo en ellos. Este enlace Ayuda a preparar la excursión gracias a sus especificaciones.

Entradas relacionadas